viernes, junio 08, 2007

Consejos prácticos de una ama de casa moderna


o hay nada peor que querer comer algo específico y no saber qué.

Eso me pasa muy a menudo y entonces casi siempre termino atiborrándome con cualquier cosa, en busca de qué miércoles es lo que quiero. Y pocas veces le emboco. Termino yéndome a dormir con la duda, totalmente frustrada y con un ataque al hígado bárbaro, producto de mezclar Oreos con longaniza y pasta de anchoas.

Pero milagrosamente, los otros días lo tenía bien claro:


"Quiero FLAN".

Flan de caja, opfio, ¿no?

Tanto jodí que el antojo hasta logró que me cambiara las pantuflas y corriera a la provisión a buscar una cajita del delicioso postre mencionado.
Generalmente lo hago así nomás y me lo morfo yo sola. Pero como de un tiempo a esta parte tengo que pensar un poco en my half bergamot y no despreciarlo así como así y eso, ¡hasta caramelo le hice!
Y no se me quemó ni dejé la cacerola a la miseria, todo lo contrario. Me quedó fantabuloso. Flantabuloso, mejor dicho (¡jo, jo, jo...!).
Y yo estaba recontenta y orgullosa de mí (era la primera vez que hacía caramelo, no sé si expliqué, por eso toda esa bulla), hasta que pasé a la preparación del famoso flan.
Y todo maravilloso, sin grumos ni olor a leche quemada. Pero claro, se vino el detalle del hervor.
"Dejar hirviendo por dos minutos", dice la cajita... WTF? El condenado hirvió y en dos segundos lo tenía desparramado por toda la cocina. Es más, primero bajé el fuego cuando vi que se me venía, APAGUÉ el fuego cuando vi que seguía y bueno, saqué la cacerola de la hornalla para terminar decorando toda la parte a la que todavía no había llegado el flan.
Cantidad de puteadas emitidas (provenientes indistintamente del novio o la novia): 753.
Mi novio había limpiado el horno ese día, así que su alegría fluía, como es de suponer.
Yo había lavado el piso el día anterior.
Y bueno.
Instrucciones gráficas de cómo limpiar un anafe a la miseria de flan:

El resto del flan quedó sublime y espectacular. Le quedó un poco grande el molde, debido al desperdicio (¿desperdicio?) y lo mejor de todo es que mi novio casi ni comió o sea que ¡MÁS PARA MÍ!

Etiquetas: , ,

8 Comments:

  • At domingo, junio 10, 2007 7:56:00 p. m., Blogger Titi said…

    ese flan tiene pinta rica, asi este en la cocina!!! =P

    Saludos y buen comienzo de semana!!!

     
  • At lunes, junio 11, 2007 11:34:00 a. m., Blogger Babú said…

  • At lunes, junio 11, 2007 2:05:00 p. m., Blogger Mari de Mardel said…

    Maravillosa! sos genial. Seguí cocinando que vas bien.
    Y yo he quemado PUF cantidad de flanes, asi que sentite orgullosa y realizada.
    Que lindo! se los ve bien. Besos a ambos, al bergamotis y a vos!

     
  • At martes, junio 12, 2007 5:43:00 p. m., Blogger Amélie McBeal said…

    No, no, no. ¡Ojo, no se me quemó! Hice un enchastre de la masita, nomás. ¡Te juro Babu que no fue plagio! ¡Hasta el mismo color de quilombo quedó!
    Y sí, a pesar de no tener caramelo, igual estaba rico.
    Con el bergamotis somos así, nos relajamos en dos segundos pero enseguida nos aliamos para buscar una solución.

     
  • At viernes, junio 15, 2007 11:06:00 a. m., Blogger Wilfredo Rosas said…

    Es genuial los momentos en los cuales el caos no deja de desperezarse y crecer y crecer. Uno, yo, al menos, simplemente me relajo y lo veo con orgullo, como un padre contemplando cómo a su hijo le va quedando chica la ropa. De la misma manera que a él se le mezcla el orgullo con la preocupación económica que ese recambio requiere, a mí se me mezcla la contemplación del arte del caos con su posterior limpieza. Si tan sólo pudiéramos exhibir ese arte como si se tratara de un museo y, una vez finalizada la obra, vinieran a limpiar por nosotros. Ay, ay, ay...
    Muy lindo este blog. Lo visitaré seguido.
    ¡Saludos!

    www.entrecorbatasyescotes.blogspot.com

     
  • At sábado, junio 23, 2007 3:48:00 p. m., Blogger Mari de Mardel said…

    Hola!
    Parece que muchos blogs o bloggers se fueron a hibernar.
    Bueno, yo quiero que sepas que me acuerdo de vos, que te mando besos y que espero que tu vida con Mister Bergamotaman ande de diez.
    Un abrazo marplatense!
    Mari

     
  • At jueves, junio 28, 2007 7:00:00 a. m., Blogger Cambalache emocional said…

    Hola,es la primera vez que paso por tu blog (ahora me lo agendo)

    Me hiciste reir mucho con lo del flan, me sentí super identificada.

    Un beso!!

     
  • At sábado, junio 05, 2010 5:22:00 p. m., Anonymous shia said…

    wow que rico flan, jeje,


    les comparto este blog,

    http://modernas-amas-de-casa.blogspot.com/

    en donde pueden encontrar los desvarios de "un ama de casa moderna"

     

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home

 
Free Web Counter
¡Pica a chusmeando!