domingo, setiembre 17, 2006

Chivo barato


Así como tengo una lista prohibida de feos que me parecen lindos y luego de zapear hace un rato y ver a Gérard Depardieu, empezar una lista de feos que decididamente son feos y no hay nada que hacerle; aunque no tenga nada que ver —y es porque no hago muchas listas—, tengo una lista de productos Leader Price que realmente valen la pena.

Sí, soy devota de San Leader Price y así como me encanta el aceite de oliva, el pan para panchos, los copos de maíz y una "sopa para uno" de zapallos que si uno no pensaba que era de zapallo estaba bárbara (no la hacen más), he de ingresar ahora la Cocoa Leader Price.

Soy fanática del Toddy brasilero. Siempre me traigo potes y potes cuando visito Brasil, porque en Uruguay no había. Vino ahora el Toddy argentino y la verdad que todavía no lo probé. Así que ayer fui a comprar un paquete. Y me lo pusieron al lado del Leader Price y del Leader Price Kids (una especie de cocoa con agregados supuestamente vitamínicos y saludables).
Y viendo el precio, bastante diferente, me decidí por un paquetito de mi santo, para probar.
"Esto debe tener gusto a tierra de macetas con leche", dije ahora de mañana, empezando el paquete.

Pero no. Espectacular y riquísima (Soy absolutamente exquisita con la cocoa, no me gusta cualquiera. Vascolet sucks. Bueno, por algo no traigo Garotos de Brasil, traigo cocoa... Aunque de todos modos, de mañana antes de ir a trabajar, El Café con Leche Rules).

Así que junto al shampoo y a la crema de enjuague, la granola con pedazos de banana y los palitos de kamikama, se encuentra ahora la cocoa Leader Price.
Amén.




El café Leader Price apesta. Y es un dato útil para dar a conocer (Tampoco la bobada: "¡oh Leader Price, oh Leader price!". Si no no habría pensado que la cocoa no me iba a gustar).

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home

 
Free Web Counter
¡Pica a chusmeando!